Tu teléfono puede mejorar
Tu teléfono puede mejorar

¿Tu teléfono o tableta se bloquea? ¿Los juegos no fluyen o simplemente se cierran? ¿No estás satisfecho con el rendimiento de tu dispositivo?

En los siguientes párrafos encontrarás algunos consejos sobre las mejores prácticas para darle un impulso de rendimiento a tu Smartphone o Tablet.

Nota: Antes de recorrer este artículo debes tener en cuenta que sólo se dirige a los dueños de dispositivos Android.

Si tienes un iPhone o Windows Phone estos consejos no te ayudarán demasiado.

Mejora el rendimiento de tu Smartphone en 5 sencillos pasos

1.   Desinstala o desactiva aplicaciones que ya no usas

Muchas veces cuando compras un teléfono éste trae muchas aplicaciones preinstaladas, y lo más probable es que no las uses demasiado. Lo malo es que estas aplicaciones se ejecutan en segundo plano la mayoría de las veces y gastan recursos inútilmente.

Es recomendable desinstalar las aplicaciones que no usas o al menos desactivarlas en los ajustes.

Para desactivar una aplicación, ve a Ajustes/Aplicaciones, escoge la App que quieras desactivar y luego pincha en Desactivar o Disable (en función del idioma de tu terminal).

Desactivación de aplicaciones en Android
Desactivación de aplicaciones en Android

Ten en cuenta que las aplicaciones o juegos preinstalados que no pueden ser borrados desde la memoria del teléfono sólo pueden ser eliminados si el dispositivo trae Root.

2.   Desactiva las animaciones y activa el renderizado de la interfaz por parte de la tarjeta gráfica

Parece un poco complicado, pero es un proceso sencillo y eficiente cuando tienes un móvil más viejo que ya no mantiene el ritmo con tus necesidades.

Lo que debes hacer es ir a Ajustes/Opciones del desarrollador y desplazarte hasta ver una opción denominada Escala animación ventana (imagen 1.). Debes poner todo lo que hay en el cuadro naranja a 0 o 0,5.

Luego selecciona Forzar renderizado GPU.

Forzar renderizado GPU en Android
Forzar renderizado GPU en Android

3.   Cambia el lanzador de aplicaciones

En mi opinión, el lanzador de aplicaciones más rápido que he probado ha sido el Nova Launcher. Recibe actualizaciones diarias y hace que el teléfono deje de bloquearse cuando quieres entrar en el menú de las aplicaciones.

Tras haber instalado Nova Launcher, pincha en la tecla Home, selecciona Nova y luego Siempre.

4.   Usa un kernel personalizado

Este paso es un poco más complicado. Tu teléfono necesita root y además tu móvil debe recibir soporte por parte de la comunidad de los desarrolladores.

Los kernels personalizados te darán mayor flexibilidad y control sobre tu dispositivo. Puedes cambiar la frecuencia del procesador, la forma en que se gestionan los procesos y muchas otras cosas.

Para comprobar si tu teléfono o Tablet tiene un kernel personalizado busca en Google o en el portal Xda-developers.com.

Nota: Si tu teléfono tiene root perderás la garantía del mismo, y en algunos casos los kernels personalizados pueden provocar inestabilidad del sistema.

5.   Restablecer ajustes de fábrica

El mejor método para mejorar el rendimiento del Smartphone es realizar un reinicio de fábrica. Con cada desinstalación de una aplicación quedan atrás ficheros residuales que muchas veces no son borrados del sistema. Los juegos también dejan esta clase de escombros y hay otras aplicaciones que pueden poner peso sobre la memoria. Para ello a veces es bueno volver a los ajustes de fábrica.

Estos son algunos pasos que yo sigo cuando quiero mejorar el rendimiento de mi teléfono. Algunos te traerán mejoras notables mientras que otros no marcarán una gran diferencia.

Pruébalos y dinos qué tal te fue. Si además conoces otros trucos puedes compartirlos libremente con el resto de los lectores.

No hay comentarios

Dejar una respuesta