Robots de Google indexando datos
Robots de Google indexando datos

Ha pasado casi un año desde que Google no introdujo cambios significativos en materia de SEO, pero parece que ha llegado el momento para ello.

El SEO (acrónimo de Search Engine Optimization), se refiere a un campo que trata sobre la optimización de los sitios web con el fin de colocarse en los lugares más altos en las páginas de resultados de Google.

Teniendo en cuenta que los de Mountain View cambian a menudo las reglas del juego, los desarrolladores tienen que mantenerse constantemente al día y deben hacer constantemente cambios para que sus sitios se mantengan entre los primeros puestos de Google.

En el fondo, la mayor parte de los principios básicos del SEO siguen siendo idénticos, pero los pequeños cambios traídos a este algoritmo pueden bajar o elevar tu sitio web en los resultados.

En un intento por mejorar la seguridad de los contenidos accesibles a través de su motor de búsqueda, Google ha empezado a favorecer aquellos sitios web con el prefijo HTTPS a expensas de aquellos con HTTP.

Como consecuencia, en el futuro cercano probablemente verás cada vez más páginas con HTTPS en los resultados. Esto no significa necesariamente que tus sitios web favoritos que no usan HTTP van a desaparecer.

Lo único que quiere decir es que cuando un sitio web tendrá versiones HTTPS y HTTP, la primera de ellas será prioritaria para Google.

“Como una continuación natural de estas prácticas, instruimos al sistema de indexación a buscar más páginas HTTPS. Específicamente, trataremos de seguir versiones HTTPS equivalentes a las anteriores versiones HTTP, incluso donde no hay ninguna referencia específica sobre otras páginas”, dijo la compañía.

No hay comentarios

Dejar una respuesta