Astrónomos hallaron un agujero negro supermasivo “eructando” polvo estelar a 26 millones de años luz de la Tierra en la galaxia Messier 51 (que también incluye a la galaxia del Remolino). Para el estudio usaron el Observatorio de rayos-X Chandra de la NASA. El agujero negro puede observarse en el cuadro negro que hay a la derecha de la imagen. Foto: (NASA/CXC/Univ of Texas/E.Schlegel et al; Optical: NASA/STScI)
Una visión comentada del "eructar" supermasivo agujero negro en la galaxia Messier 51 como se ve en rayos x por el Observatorio de rayos x Chandra de la NASA de la galaxia Messier 51. Astrónomos hallaron un agujero negro supermasivo “eructando” polvo estelar a 26 millones de años luz de la Tierra en la galaxia Messier 51 (que también incluye a la galaxia del Remolino). Para el estudio usaron el Observatorio de rayos-X Chandra de la NASA. El agujero negro puede observarse en el cuadro negro que hay a la derecha de la imagen. Foto: (NASA/CXC/Univ of Texas/E.Schlegel et al; Optical: NASA/STScI)

Las extensiones de polvo estelar de las galaxias espirales como la Vía Láctea son lugares donde tiene lugar la formación de estrellas, pero un nuevo estudio descubre que existen galaxias donde la formación de las estrellas surge cerca del centro donde suele estar el agujero negro, sobre todo en algunas galaxias más pequeñas, elípticas.

Un agujero negro a unos 26 millones de años luz de la Tierra ha demostrado una evidente explosión de rayos X hacia fuera denominada “snowplowed” o polvo de formación estelar.

“Este es el mejor ejemplo de efecto snowplowed que he visto”, dijo el investigador Eric Schlegel, autor principal del nuevo estudio en la Universidad de Texas en San Antonio, en la una conferencia del 5 de enero de la Sociedad Astronómica Americana en Kissimme, Florida. “Es el ejemplo de cómo el gas de una galaxia puede ser expulsado hacia fuera”.

Por analogía, los astrónomos siempre han creído que los agujeros negros comían todo a su alrededor pero al parece también “eructan” después de engullir otros objetos cercanos

Eric Schlegel

El equipo de Schlegel analizó los datos de la órbita en el Observatorio de Rayos X Chandra para investigar la galaxia enana NGC 5195, que está en proceso de fusión con la galaxia del Remolino. Existen dos arcos de rayos X cerca del centro de la galaxia enana, que parecen los restos de dos enormes explosiones hacia afuera desde el agujero negro. Las imágenes captadas por un telescopio óptico revelan una región enfriada de gas hidrógeno pasando los arcos de rayos X, lo que demuestra que el gas fue expulsado hacia fuera.

Los agujeros negros también son creadores en el Universo

Parece ser que el agujero reaccionó a la grandes cantidades adicionales de polvo en su camino, dando resultado al “eructo”. La formación del arco interno podría haber tomado entre 1 millón y 3 millones de años luz para alcanzar la posición actual, mientras que el arco exterior tardó de 3 millones a 6 millones de años, según informan los científicos.

Los investigadores creen que este tipo de actividad cósmica fue más común en el Universo temprano cuando las galaxias estaban en proceso de formación. La expulsión de polvo cósmico demuestra que los agujeros negros también son creadores de objetos celestes, regenerando la galaxia y dando lugar a nuevas estrellas.

Vía: Space

No hay comentarios

Dejar una respuesta