Apple A10

Esta no es la primera vez que Samsung se queda sin fabricar los procesadores para el iPhone, pero la compañía parece que no logra igualar el proceso de fabricación de TSMC y este año ha vuelto a quedarse fuera del contrato.

Apple supuestamente le dio el contrato completo a TSMC para la fabricación del próximo procesador que se usará en el iPhone 7, probablemente llamado A10.

Al parecer, TSMC cuenta con su innovadora tecnología de fabricación basada en un proceso de 10 nanómetros, por lo que parece razonable que Apple optara por este fabricante para el próximo SoC del iPhone.

Un chip de 10 nanómetros sería más pequeño y mucho más eficiente, por lo que Apple podría crear iPhones más delgados sin afectar su autonomía.

Por supuesto, la mayoría de los usuarios preferirían que el iPhone conservara su grosor si esto significaría tener más autonomía, pero Apple no quiere escuchar a sus usuarios y casi siempre suele hacer dispositivos más finos y ligeros.

No se sabe nada más sobre el próximo procesador A10 y probablemente pasará un tiempo hasta que se filtren más detalles. Se cree que el iPhone 7 aparecerá en septiembre, por lo que hasta entonces tendremos que sobrevivir a base de rumores.

Fuente: The Electronic Times | Vía: 9to5mac

No hay comentarios

Dejar una respuesta