Saltar al contenido
19 agosto, 2018 - Actualizado agosto 19, 2018 a las 15:47

Si eres uno de los usuarios Android al que le gusta guardar record de sus llamadas de voz como prueba o para recordar quizás una conversación con alguien especial, de seguro no te agradará saber que para la última versión de este famoso sistema operativo, Google ha deshabilitado la opción de grabación de llamadas.

Curiosamente  esto de grabar las llamadas es un función ampliamente demandada y utilizada por la comunidad de usuarios Android y ello responde a múltiples razones o motivos que varían de persona en persona. Sin embargo, importante mencionar que hacer algo así, sin el consentimiento del interlocutor es algo que se considera ilegal en determinados países.

Muy probablemente, el hecho de que sea ilegal en algunos lugares es una de las causas a las cuales responde la alta popularidad de las aplicaciones que han sido desarrolladas para la grabación de llamadas, lo cual al parecer no es algo que le agrade del todo a Google.

Con Android Pie no hay posibilidad alguna de grabar llamadas de voz

Grabar una llamada de voz en Android ha sido posible en sus versiones anteriores y hasta la número 6 podía hacerse a través de una aplicación desarrollada específicamente para ello, sin embargo, Google con su último lanzamiento de Android Pie ha sorprendido a muchos al deshabilitar esta opción.

A pesar de que en versiones posteriores a las 6 no era posible hacerlo, los desarrolladores encontraron formas y maneras para que los usuarios siguieran disfrutando de esta posibilidad con algunos trucos, pero al parecer con Android  9 ha llegado el cese de esta opción.

¿Será posible grabar llamadas de voz para los usuarios ROOT?

Si acostumbrabas grabar tus llamadas de voz y eres usuario de la última versión de Android de seguro ya te habrás enterado de que has perdido esta posibilidad aún y cuando tengas privilegios ROOT ya que Google ha bloqueado todas las vías de las que hacían uso las aplicaciones desarrolladas para tales fines.

Los desarrolladores de este tipo de aplicativos ya han afirmado que hasta ahora no han encontrado modo de que la grabación de llamadas siga funcionando. Esto significa que mientras no se descubran nuevas maneras para ejecutar dicha tarea, sin gozar de privilegios ROOT, será literalmente imposible. Esta drástica medida de Google responde básicamente al hecho de que estas grabaciones de llamadas se consideran ilegales en muchos países.