Saltar al contenido

Tal vez te preguntarás ¿para qué sirve estar conectado desde otra parte del mundo? pero,  ¿has intentado ver un contenido en la web y apareció el mensaje “No disponible en tu país”? Puede resultar frustrante.

¿Sabes que puedes modificar tu geolocalización utilizando una VPN y ver esos canales que deseas? Aprende qué es una VPN con Surfshark y cómo configurarla para conseguir conectarte desde cualquier parte del mundo y acceder así a incontables contenidos. 

¿Qué sucede cuando navegamos por la web?

Cuando entramos en cualquier sitio web dejamos una huella, nuestra dirección IP. Esto es la secuencia de números que identifica a un dispositivo, de forma lógica y jerárquica, y es lo que permite que se conecten entre sí. En otras palabras, es lo que permite que enviemos información de un punto a otro dentro de Internet.

Tu número de IP es el que dice desde qué parte del mundo te estás conectando (e incluso desde qué dispositivo), qué archivos has descargado, o incluso qué comentarios has hecho en ese video que tanto te gustó.

¿Qué es una VPN?

Una VPN (Virtual Private Network o Red Privada Virtual) es un servicio que te permite conectarte a Internet a través de un túnel cifrado para asegurar tu privacidad en línea y proteger todos tus datos. Las VPN se suelen usar para protegerte cuando te conectas a redes públicas o abiertas de WIFI, ocultar direcciones IP y hacer que la navegación sea privada.

Además, a través de una VPN puedes conectar todos tus dispositivos, para poder navegar en la web sin que puedan rastrear tu información, ya que la ubicación de tu navegación estará determinada por la ubicación en donde esté el servidor conectado de la VPN.

Conociendo ya lo que es la dirección IP y el concepto de una VPN… 

¿Cómo se realiza el cambio de ubicación geográfica?

Solo debes registrarse en un servicio de VPN de confianza (como vimos anteriormente: que ofrezca cifrado de extremo a extremo, que bloquee anuncios, malware y los intentos de phishing y que proteja tu privacidad totalmente).

Luego de descargar la VPN y ejecutarla en los dispositivos que necesitemos (también existen extensiones de navegadores para mayor facilidad), debemos seleccionar un servidor al cual conectarse, y así se asignará una IP aleatoria. 

Ahora que ya conoces esto, ¡disfruta al máximo de todos los contenidos de la web con la máxima privacidad y protección!